Día 2. Segundo día en El Palomar

Esta noche ha transcurrido sin ningún problema, aunque los profes dicen que hemos dado un poco de guerra. No sé de qué se quejan, si solo hemos estado de juerga hasta la 1:00h. Yo creo que se les va un poco la olla, porque una de las profes se ha sentado dentro de un armario a esperar que nos durmiésemos, ¿Quién se sienta dentro de un armario? Eso sí, ¡hemos cargado las pilas a tope!

Después de un contundente desayuno, hemos comenzado las actividades. Cada uno hemos ido con nuestros monitores a realizar las distintas labores. Resulta, que a los animales hay que cuidarles más de lo que pensábamos: darles comida, agua, limpiar su hábitat, etc. Cada grupo se ha encargado de una zona concreta: algunos de los animales salvajes y otros de los de granja. ¡Cómo cagan! Pero nos lo hemos pasado genial, porque además de limpiarles, hemos cogido conejos y hurones, acariciado a los zorros, dado el biberón a los corderos, ordeñado una vaca y ¡montado en toro escocés!

¡Menuda jornada laboral! Ya nos moríamos de hambre. Hoy hemos tenido lentejas y los profes decían algo así como “si quieres las tomas y si no, las dejas”, aunque se han arrepentido rápidamente al ver que algunos empezaban a dejarlas. 

Por la tarde hemos tenido talleres (atrapasueños, jabones, huellas, etc.)  y las primeras llamadas a las familias. Ahí hemos demostrado nuestra fluidez lingüística “que sí…”, “vaale”, “bieen”…

Y por fin llega la noche. Papis, mamis, ya os contaremos mañana (sin que se enteren los profes) la que liaremos en las habitaciones. 

¡Hasta mañana!

Tutores de 5º de Educación Primaria

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *